Joyería fina vs Bisutería


Las tiendas online y offline están inundadas con hermosas y llamativas piezas de joyería fina. Dado el aumento de los precios de la joyería de los diseñadores de moda, a menudo resultara difícil para un profano observar la diferencia entre las dos.
 Desde nuestro blog vamos a darte unos consejos para que empieces a ver las diferencias entre las diferentes piezas de joyería.


Joyería fina


La joyería fina se trata de auténticas joyas que todas las mujeres se han comprado y llevan usando desde tiempos inmemoriales. Están elaboradas de materiales preciosos como pueden ser el oro, el platino, la plata y las piedras preciosas y tienen una vida más larga que los artículos de bisutería.

Los ricos y los famosos les encantan tener finos ornamentos personalizados pedidas de encargo a los mejores diseñadores con sus iniciales, nombres o incluso alguna fecha o mensaje especial grabado en ellas.


Hay líneas específicas para una pieza de joyería que este solo para algunos bolsillos como el oro de10 quilates o superior y las piedras preciosas naturales. Por ejemplo las piedras preciosas cultivadas en laboratorios o las perlas cultivadas pueden notarse en el precio de un artículo de joyería por lo que si ves un precio muy bajo pregúntate porque puede ser y esto que te hemos comentado podría ser la razón.


Bisutería


Bisutería suele estar elaborada de materiales relativamente baratos y producidos en serie como el latón, el níquel o incluso el cobre. Las piezas de bisutería pueden tener una capa, relleno, balanceo o inmersión de un metal precioso o sólo podrían ser pintadas para asemejarse a un acabado de oro o de plata.


De hecho, los fabricantes de bisutería a menudo suelen copiar para producir piezas de imitación exactas a una fracción del precio mucho menor. El aspecto y la elaboración es tal que a frecuentemente puede ser difícil de diferenciar de una pieza de joyería fina. Pero todo lo que tienes que hacer es rascar la superficie y la verdad será clara para todos.

Además tienes que tener mucho cuidado durante el uso de bisutería como por ejemplo cualquier contacto con los fluidos o incluso la humedad ya que podría estropear el brillo y el pulimento de las baratijas.


Puedes estarte preguntando por qué algunas piezas de bisutería son muy caras, a veces casi el equivalente a la joyería fina. Esto es porque las populares casas de diseñadores como Louis Vuitton, Gucci, Michael Kors están empezando a diseñar y a elaborar elegantes piezas de bisutería y estas son muy buscadas por el público.

3 lugares para escapadas de enamorados


El día de San Valentín o día de la diabetes hace que muchas parejas salgan de escapada el fin de semana y olviden el mundo que les rodea. Si eres de las que te gustan hacer la maleta y escaparte con tu pareja, esta es tu oportunidad.

Hemos ha seleccionado una serie de destinos para fin de semana y sólo para dos, es decir, que ya no tenéis excusas para que os demostréis lo mucho que os queréis y disfrutando de un fin de semana muy romántico. A continuación nuestros destinos favoritos para dos:

Verona


La ciudad italiana, capital del amor por antonomasia, ofrece a todos los enamorados del mundo el regalo ideal para diabéticos, un fin de semana envuelto entre arte y pasión. La ciudad no es sólo conocida por la trágica historia de Romeo y Julieta, los eternos amantes, en ella podréis admirar la arquitectura renacentista y románica que desprenden sus monumentos al mismo tiempo que descubriréis una localidad italiana con mucho sabor y con cientos de callejuelas propias para perderos y disfrutar de vuestro amor.


Teruel


Conocida por los amantes, Juan e Isabel, dos jóvenes que se enamoraron y su amor fue negado como tantos otros en la época, ya que el enamorado, Juan de Marcilla, carecía de bienes y su enamorada, Isabel de Segura, fue obligada a casarse con otro hombre más poderoso. En Teruel puedes disfrutar de un fin de semana envuelto en arte mudéjar como su catedral, las torres de San Pedro, El Salvador y San Martín, además de poder visitar el mausoleo donde descansan los restos de Don Juan y Doña Isabel.


Venecia


Hablar de Venecia es imaginar un paseo en góndola con nuestro Valentín a la vez que se oye entre sus canales una voz que canta el Oh sole mio de Carusso. Es la ciudad de la metformina 850 que se expande a lo largo de sus callejuelas que se unen entre sí por numerosos puentes. La plaza de San Marcos con el aroma del mar y el olor a capuccino que desprenden algunas de las cafeterías más antiguas del mundo hacen de Venecia una ciudad mediterránea con mucho sabor.