Dieta Mediterránea Contra La Diabetes


En un artículo publicado online en Mayo de 2008 en la revista British Medical Journal, miembros de la Clínica Universitaria de la Universidad de Navarra, en Pamplona, se proponen evaluar la relación entre la adherencia a la dieta mediterránea y la incidencia de la diabetes tipo 2 en una población inicialmente sana.

Los participantes han sido 13.380 graduados universitarios sin diabetes en la línea de partida del estudio, seguidos durante una media de 4.4 años. La adherencia de los participantes a la dieta mediterránea tuvo en cuenta la inclusión en su dieta de los siguientes nueve componentes:


  • Valor elevado del cociente entre ácidos grasos monoinsaturados/saturados.
  • Consumo moderado de alcohol.
  • Consumo elevado de legumbres.
  • Consumo elevado de cereales.
  • Consumo elevado de frutas y nueces.
  • Consumo elevado de verduras.
  • Consumo bajo de carne y de productos cárnicos.
  • Consumo moderado de leche y productos lácteos.
  • Consumo elevado de pescado.


El índice de adherencia a la dieta mediterránea asigna una puntuación de 0 o 1 de acuerdo con el aporte diario de cada uno de los nueve componentes. Si los participantes cumplían todas las características de la dieta mediterránea su puntuación era la más elevada (9 puntos), como reflejo del máximo cumplimiento o adherencia a dicha dieta.

Resultados reales de dietas para los diabéticos


Los resultados han sido los siguientes: en los participantes con mayor puntuación respecto al cumplimiento de la dieta mediterránea (una puntuación superior a 6 puntos) se observó una disminución relativa del 83% en el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Un incremento de dos puntos en la puntuación da como resultado una disminución relativa del 35% en el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

La conclusión de los autores es que su estudio prospectivo sugiere que una protección sustancial contra la diabetes tipo 2 puede ser conseguida con la tradicional dieta mediterránea, rica en aceite de oliva, verduras, frutas, nueces, cereales, legumbres y pescado, pero relativamente escasa en carne y productos lácteos. Los autores reconocen que el limitado número de casos y la posibilidad de que no se haya informado de todos los casos de diabetes, exige estudios con una población más amplia y ensayos para confirmar estos hallazgos.

Dieta Mediterránea Y Esperanza De Vida En Ancianos


En un artículo publicado online en el British Medical Journal del 8 de Abril de 2005 por investigadores del proyecto europeo de EPIC (European Prospective Investigation Into Cancer and Nutrition), dedicado a la investigación del papel de factores biológicos, dieta, estilo de vida y factores ambientales sobre el cáncer y las enfermedades crónicas, bajo la coordinación de la International Agency for Research on Cancer (Agencia Internacional sobre el Cáncer), se plantean examinar si la adherencia a una dieta mediterránea modificada, en la cual las grasas insaturadas (como el aceite de oliva) son sustituidas por grasas monoinsaturadas, se asocia con una mayor esperanza de vida entre los ancianos europeos.

Nueve países europeos (Dinamarca, Francia, Alemania, Grecia, Italia, Holanda, España, Suecia y el Reino Unido) han participado en la investigación, diseñada como un estudio multicéntrico y prospectivo. Han participado 74.607 hombres y mujeres, con edades de 60 años o más, sin enfermedad coronaria, accidente vascular cerebral o cáncer, que han facilitado una completa información acerca de sus hábitos alimentarios.

Las medidas finales del resultado han sido, por una parte, la extensión de la adherencia a una dieta mediterránea modificada, valorada mediante un sistema de puntuación con una escala de hasta 10 puntos, y por otra la muerte, por cualquier causa.

La asociación con un descenso de la mortalidad fue más fuerte en Grecia y en España, países en los que la dieta mediterránea modificada es, en realidad, una genuina dieta mediterránea.

La dieta mediterránea genuina se caracteriza por:

  • Un elevado aporte de vegetales, legumbres, frutas y cereales.
  • Un aporte, entre moderado y elevado, de pescado.
  • Un bajo aporte de lípidos saturados.
  • Un elevado aporte de lípidos insaturados, en especial del aceite de oliva.
  • Un aporte, entre bajo y moderado de productos lácteos, en especial de quesos y yogures.
  • Un aporte bajo de carne.
  • Un aporte moderado de alcohol, en su mayor parte vino.

La principal característica de la dieta mediterránea aplicada en países europeos no mediterráneos es que se compone básicamente de vegetales y de lípidos insaturados. Para estos países no mediterráneos, en los que el consumo de aceite de oliva es mínimo, el grupo investigador ha sustituido los lípidos monoinsaturados por la suma de lípidos monoinsaturados y poliinsaturados en el numerador del cociente de lípidos.

La cuestión de si los lípidos monoinsaturados, como el aceite de oliva, son específicamente beneficiosos no puede ser contestada en esta investigación, ya que la distribución del aporte alimenticio de estos lípidos es muy diferente en los diversos países participantes en la investigación.

Rascado nocturno en la dermatitis atópica

Fuente web: https://farmaciadelahorro.mx/

En un artículo publicado online en la revista British Journal of Dermatology en Agosto de 2007, miembros de la Chinese University en Hong Kong se proponen evaluar si el factor neurotrófico derivado del cerebro ("brain-derived neurotrophic factor o BDNF) y la sustancia P se asocian con la gravedad, la calidad de vida y el rascado nocturno en el eczema atópico o dermatitis atópica.

El BDNF es un factor de crecimiento inicialmente hallado en el sistema nervioso, aunque también se ha detectado su producción, almacenamiento y liberación en los leucocitos eosinófilos de la sangre circulante.

La sustancia P es otro neuropéptido (proteína de origen nervioso) que funciona como neurotransmisor, implicado en la patogenia del eczema atópico a través de mecanismos inmunitarios que se desarrollan en la piel.

Una población de 28 niños, con una edad media de 11,1 años, fue reclutada. La gravedad del eczema atópico fue valorada mediante un índice (basado en los datos de estrella digital) y la calidad de vida del niño mediante otro índice (Children´s Dermatology Life Quality Index o CDLQI).

En estos pacientes fueron medidas las concentraciones el plasma del BDNF, la sustancia P y otras citoquinas asociadas con la dermatitis o eczema atópico. Todos los niños fueron instruidos para utilizar mientras duermen un dispositivo (DigiTrac) colocado en los dedos de la mano dominante que permite monitorizar el rascado durante el sueño, entre las 22:00 horas y las 8:00 de la mañana siguiente.

Los resultados fueron los siguientes:


  • La media del índice que mide la intensidad de la enfermedad (SCORAD) fue 48,1 y la de la calidad de vida (CDLQI) fue 8,7 en los pacientes con dermatitis atópica.
  • La concentración en el plasma del BDNF se correlacionaba de manera significativa con los valores del SCORAD y del CDLQL, mientras que la concentración de la sustancia P sólo se correlacionaba significativamente con los valores del CDLQL.
  • Las concentraciones de BDNF y de la sustancia P se correlacionaban significativamente con los valores medios y la frecuencia de la actividad nocturna de los dedos (rascado), medida por el DigiTrac.
  • Sin embargo, no se halló correlación entre los síntomas subjetivos del prurito y los niveles en plasma del BDNF y de la sustancia P, de acuerdo con lo informado por los pacientes.
Las conclusiones son la siguientes:
  • Los niveles del factor neurotrófico derivado del cerebro ("brain-derived neurotrophic factor" o BDNF) y de la sustancia P se correlacionan con los resultados de los baremos que evalúan la gravedad clínica (SCORAD) y la calidad de vida (CDLQL) de los niños con eczema atópico.
  • La fuerte correlación de las concentraciones en plasma del BDNF y de la sustancia P con los movimientos nocturnos de la muñeca en la mano dominante sugiere que estas sustancias químicas pueden ser factores causantes de los rascados nocturnos.
  • Estos hallazgos también sugieren que los síntomas subjetivos del prurito y los signos objetivos del rascado deben ser evaluados de manera independiente en los ensayos clínicos sobre la dermatitis atópica.

Quiero adelgazar y no puedo bajar de peso

Fuente de la imagen: https://farmaciasanpablo.mx/

Que alguien me aconseje, no puedo bajar de peso y me estoy desesperando lo he intentado todo y quiero adelgazar. Esta es una de las frases más escuchada en los comentarios entre amigos y amigas “no puedo bajar de peso”, y acompañado a este comentario viene ya desde hace tiempo ligada la frustración por este motivo.

Eso es lo que sienten muchas personas cuando llevan meses en dieta, se dicen quiero bajar de peso y no bajan ninguna libra. Sin embargo, lo que no conocen es que pueden estar cometiendo errores básicos que les impide bajar de peso y obtener los resultados deseados.

Quiero adelgazar, entonces no te rodees de solo amigos obesos

Quiero ser clara en esto, yo soy obesa y escribo esta frase, a lo que me refiero es que hay gente que simplemente acepto su obesidad y tienen hábitos alimenticios y de vida que si los sigues te pueden perjudicar, por ejemplo, si vas al cine con un grupo de gente mixta, la gente que se cuida pedirá palomitas naturales, y una gaseosa dieta, en cambio sí solo vas con amigos obesos y todos se piden unos pedazos de pizza, coca cola, nachos con queso, perros calientes, pues te verás más tentada a consumir algunos de estos productos, ten cuidado con la obesidad puede ser contagiosa.

Te recomendamos: Qué se necesita para un seguro de salud

Quiero adelgazar, entonces usare ropa pegadita al cuerpo

Usar ropa holgada nos permitirá ganar libras de mas sin prácticamente darnos cuenta. Es mejor usar ropa que nos permita percatarnos si estamos subiendo de peso, tampoco te estoy aconsejando que vistas como un embutido, esa no es la idea.

Quiero adelgazar, entonces no comas solo ensalada

Sí comes ensalada debes pensar que es injusto que no bajes ni una libra. El punto acá es que si estamos consumiendo ensaladas y la estas aderezando tu lechuga y tomates con aderezos con altos contenidos de grasa pues es obvio no que verás diferencia en la báscula.

Es mejor no comer tanta ensalada y comer cosas bien nutritivas y deliciosas, de esta forma no nos aburrimos de la ensalada y cuando la comamos la podremos degustar sin aderezo. Espero les haya gustado este artículo, fue elaborado pensando como siempre en tí.